Neutra, Internacional y Estándar: las diferentes nomenclaturas del español utilizadas por las propagandas y ofertas de empleo en internet. 1

Wendy de Oliveira dos Santos

Uno de los principios aprendidos y reiterados en nuestra carrera de Letras, sobre todo en los estudios lingüísticos y anclados por la sociolingüística, es el concepto que afirma que “toda lengua varía”. Esto se debe a diversos factores lingüísticos y extralingüísticos: las lenguas están en constante cambio.

A pesar del concepto de que cualquier lengua es variable, la misma es sometida a muchas intervenciones humanas, realizadas casi siempre sin una planificación, con un propósito político o comercial, como lo veremos a continuación.

Nuestra investigación 2 se inició a partir de búsquedas de puestos de trabajo divulgados en internet. Muchos de los profesionales que ofrecían sus servicios en internet, como una forma de propaganda, decían que usaban el español “neutro”, ya sea como docentes, traductores y, sobre todo, como locutores. Desde ahí, la primera cosa que nos llamó la atención: muchos de ellos se denominaban nativos, obviamente de un país específico, pero y ¿el idioma de ellos? ¿El español de España, Perú, México o cualquier de los veintiún países donde se habla español oficialmente? No. Ellos decían que hablaban/enseñaban el español neutro.

A partir de esta situación, seguimos buscando respuestas a nuestras dudas y buscamos despejarlas en el mismo soporte: la red cibernética. Basándonos en textos teóricos que nos ayudaron a comprender los términos, llegamos así a otras dos nomenclaturas: el “español estándar” y “el español internacional. También encontramos el término “español general”, pero este último no lo investigamos.

Empezamos investigando el “español neutro” y Pudimos encontrarlo en muchas de las ofertas de empleo divulgadas en internet, sobre todo en ofertas de profesionales autónomos, traductores o locutores, por ejemplo. Por tratarse de anuncios públicos, pudimos contactar con uno de los profesionales y le consultamos sobre la definición del “español neutro”. El profesional nos dijo que neutro “era algo que no es ni masculino, ni femenino, no es argentino, ni colombiano, o sea, es neutro” y aún el profesional va más allá: “¿conoces el jabón neutro?” Sí, conocíamos el jabón neutro y sabíamos que, metafóricamente o no, ese producto era usado con el fin de limpiar algo que está sucio. ¿Sería este el propósito del español denominado neutro? ¿El borrado de toda y cualquier variedad del español? Aun así, esos profesionales decían que eran nativos: una contradicción vista muchas veces.

Descubrimos, pues, que el propósito era comercial. Para FONT (2012), “español neutro” es una “modalidad que no deriva de ningún país específico” y que se utiliza por los traductores como obra final de su trabajo”. El traductor técnico CASTRO (2001 apud Font) ha estudiado con profundidad el tema y afirma que el carácter del español neutro es comercial y posee imposición comercial, esto significa que las comunicaciones se modernizan y avanzan con su elección. Los motivos para utilizar el español neutro son:

(…) “lograr una progresiva unificación de neologismos en todos nuestros países; hacer que nuestro idioma sea competitivo y asequible para un mayor número de fabricantes; ampliar el mercado de la traducción y evitar la disgregación de nuestra terminología, que sólo puede traernos perjuicios a largo plazo como comunidad.”

Los adjetivos utilizados por el autor (competitivo; asequible), así como los sustantivos (mercado; perjuicio) revelan que la imposición comercial es evidente. Sin embargo, nos parece que esta “lengua creada”, con características homogéneas para competir en el mercado es una ventaja para el autor.

Más adelante, pasamos a la segunda nomenclatura de nuestro estudio, el “español internacional”: el segundo término tiene lugar donde están los medios de comunicación masiva, desde el surgimiento de la radio, la lengua se la veía de forma distinta.

Cuando los medios de comunicación surgen, las lenguas sufren la “estandarización”, o sea, estos medios querían alcanzar los diferentes territorios y pasan a utilizar una “lengua estable”. El contexto para que ocurriera la estandarización, según el mismo autor, fue cuando España pierde la guerra contra los EE.UU, en la cual pierde los territorios de Cuba, Puerto Rico y Filipinas, haciendo con que los países hispanohablantes se unieran con el principio de la “unidad lingüística”. El autor nos aclara, también, que el lugar donde el español internacional ocurre con más frecuencia es en los Estados Unidos, derivó de la prensa, del contexto periodístico, y en gran parte difunde el español neutro, ya visto aquí. En ese sentido, ECHARRI, (1998 apud ÁVILA, 2001) nos dice que:

(…) el idioma «es creado y difundido en gran parte por los medios de comunicación», por lo que éstos son también culpables de la difusión del español neutro. Las academias, por otra parte, son el «resultado del despotismo ilustrado y tienden hacia un elitismo que, a veces, provoca su distanciamiento de la sociedad» (Cebrián Echarri 1998:86-89).

Dichas denominaciones, al mismo tiempo en que se difunden por los medios de comunicación, también han provocado el distanciamiento de la sociedad. Ya hemos aprendido en los estudios sociolingüísticos que la lengua es inmanente a la cultura, que se da como un reflejo de la identidad de un pueblo, un principio que va en contra los propósitos de las denominaciones aquí presentadas.
Para finalizar, se presenta el “español estándar”, una definición no tan alejada de nosotros, estudiantes y profesionales del área de Letras: estándar. (Del ingl. standard). 1. adj. Que sirve como tipo, modelo, norma, patrón o referencia. 2. m. Tipo, modelo, patrón, nivel. Estándar de vida.3

Cuando pensamos en un “modelo”, nos imaginamos algo que queremos seguir, como una referencia para reproducir determinada cosa. Frente a esto nos preguntamos ¿Y por qué la definición utilizada por la RAE se encajaría en una lengua, más específicamente, en la lengua española?

La norma o estandarización no ocurren por acaso y esto se da mediante las Políticas Lingüísticas. Conforme CALVET (2007), estas son: “decisiones referentes a las relaciones entre lengua y sociedad”, que cuando son tomadas por los grandes centros de poder, y, cuando se las implementan de hecho, el autor las define como “planificación lingüística”. Las decisiones que se aplican a la lengua son establecidas por las instituciones de poder que deciden cómo determinada lengua debe actuar.

Para PONTE (2013), siempre hubo quienes optaran por estas denominaciones de “español”, pero la promoción y defensa de la idea de “Español Estándar” es reciente. Lo que se refiere a la estandarización de la lengua, viene con conceptos de modelo, corrección, como si hubiera una variedad de mayor y de menor prestigio. Estas cuestiones ideológicas, sobre todo, no son casos exclusivamente del español, sino también de otras lenguas, se eleva una variedad y se desprecia otra, configurándose en un “prejuicio lingüístico”.4

Lo que pudimos concluir con nuestro trabajo, es que todas las denominaciones que hemos vistos reflejan, claramente, intervenciones de los grandes centros de poder en cuestiones de la lengua española sin que haya habido una planificación lingüística anterior o la consulta a algún especialista en lingüística. El propósito puede ser político, comercial y tiene el objetivo de promover una lengua homogénea, estratificada, siendo una realidad que circula todos los días en la prensa, en los medios de comunicación y en los medios sociales.

 

______________________________

1 “Neutra, Internacional e Estándar: as diferentes nomenclaturas do español utilizadas pelas propagandas e ofertas de emprego na internet: Trabajo de iniciación científica del curso de Letras de Unifesp bajo la orientación de la Profa. Neide Elias.

2 Nuestro trabajo de investigación se desarrolló entre los años de 2014 y 2015, a partir de un análisis de 20 propagandas encontradas en internet.

3 Diccionario virtual de Real Academia Española (RAE).

4 Concepto empleado por Marcos Bagno (2002): el prejuicio lingüístico es cuando ocurre el juicio despectivo por una determinada variante de una lengua.

Referencias bibliográficas

ÁVILA, Raúl. Los medios de comunicación masiva y el español internacional, Actas del II Congreso Internacional de la Lengua Española, Valladolid, 2001. Disponible en: Fecha de consulta: 14 de mayo de 2013.
CALVET, Louis-Jean 2007. As Políticas Lingüísticas. São Paulo: Ipol/Parábola.
FONT, Alberto Gómez. Español neutro, global, general, estándar o internacional. Revista Ómnibus, n. º 39, Año VIII, mayo 2012. Disponible en: http://www.omni-bus.com/n39/sites.google.com/site/omnibusrevistainterculturaln39/especial/espanol-internacional.html . Fecha de consulta: 13 de abril de 2015.
PONTE, Andrea. General, globalizada, neutra, panhispánica y trasnacional: la lengua, muitos nomes, um produto. Tesis doctoral. São Paulo: DLM∕FFLCH, Universidad de São Paulo, 2013.

Anuncios